Avanza proyecto en Chile para prohibir la publicidad de apuestas online en clubes deportivos

Avanza proyecto en Chile para prohibir la publicidad de apuestas online en clubes deportivos

Conferencias, Finanzas, Legislación, NOTICIAS CHILE

La Comisión de Deportes de la Cámara de Diputados en Chile aprobó el proyecto regulatorio que busca eliminar publicidades  de casas de apuestas online en clubes y eventos deportivos, ya sea en formato radial, televisivo, streaming o presencial. Se informó que el siguiente paso es que el proyecto pase al reciento para obtener la media sanción.

Tiempo de espera

La comisión también se encargó de nombrar al diputado Maco Sulantay -autor intelectual del proyecto-, como informante principal de los avances en torno al mismo. A su vez, será el encargado de exponer el documento de ley ante el pleno de la Cámara de Diputados.

En ese sentido, Sulantay informó que “más tardar dentro de un mes debemos presentar el proyecto ante el pleno de la Cámara de Diputados, para su posterior evaluación”.

La discusión del proyecto, según explicó el diputado, “se hará de forma general y los legisladores que lo deseen podrán indicar algún tipo de observación al texto, o proponer cambios específicos, todo eso será válido en esta etapa”. Se espera que el texto pase al Senado una vez completado el proceso previo de discusión y votación.

Más transparencia

El diputado chileno, Sulantay, también se refirió al “espíritu del texto”. Al respecto, dijo que el centro del marco legal es proteger la transparencia de las actividades deportivas, con mayor énfasis en el fútbol.

“A este punto, es vital entender que la instituciones deportivas no deben guardar relación con las casas de apuestas deportivas, no es ético, ya que la ganancia de éstas depende de los resultados de los clientes y los contratos publicitarios están de por medio”.

Vocero Representante de la Unión Demócrata Independiente.

Asimismo, ratificó que ve con buenos ojos la aprobación de un marco legal para el sector del juego en línea en el país. “Lo que sí tengo que dejar claro es que no está bien que este sector empresarial sostenga relaciones comerciales con instituciones del deporte”, refutó.

Por otro lado, recalcó que las casas de apuestas deportivas que estarán eventualmente legalizadas, podrían tener acceso a un formato publicitario en los medios de comunicación, pero con algunas limitaciones. A modo de ejemplo, detalló que podrían optar por aparecer en alguna sección de los medios escritos, “siempre que no sea en las páginas deportivas”.

Por su parte, Marisela Santibañez, diputada chilena, expresó vía twitter su aprobación al “proyecto trasversal” aprobado por la Comisión de Deportes de la Cámara de Diputados chilena para “mejorar” el deporte nacional.

“Prohibiremos la relación comercial entre operadoras de apuestas deportivas en línea y organizaciones deportivas. Este es un primer paso importante par que se convierta en Ley”.

Santibañez.

Multas

El diputado de la Comisión de Deportes, informó que las multas planteadas en el texto oscilan entre 500 y 2.000 Unidad Tributaria Mensual (UTM), es decir, unos 59.595 pesos chilenos, que al cambio serían unos 60 dólares americanos.

“Fijar multas es sumamente importante porque muchas veces sucede que las leyes y las normas son buenas, pero las multas muy bajas, entonces a las operadores les funciona pagar las sanciones y trasgredir la ley”.

Plazo de 12 meses

La Comisión de Deportes  de la Cámara de Diputados de Chile votó por mayoría asignar un plazo de 12 meses a las empresas del gremio deportivo para que concluyan los contratos por patrocinio que hayan firmado con casas de apuestas deportivas. El plazo iniciará una vez se apruebe y publique la normativa.

En este sentido, Sulatay aclaró: “el propósito de este lineamiento no es asfixiar, acorralar o extorsionar a los clubes en función de los compromisos que ya han asumido, ni tampoco pretendemos hacer que tengan que devolver cantidades exorbitantes de dinero, las cuales en la mayoría de los casos ya habrán gastado, pero hay un tiempo para todo, y creemos que establecer ese periodo de tiempo permitirá poner todo en marcha de la forma correcta.

Fijamos un plazo de 12 meses para que las organizaciones deportivas tengan tiempo suficiente para revisar los contratos vigentes que tengan con las casas de apuestas y darlos por finalizados”.

Andrea Romero
Artículo escrito por: