Cleopatra Gold

por IGT

Recuperar créditos
sesiones
Informar de un problema

RTP: 94.96% • Volatilidad: MEDIA • sesiones

Reseña de slot

Cleopatra Gold
RTP 94.96%
Volatilidad MEDIA

Cleopatra Gold

Nunca nos cansamos de las tragamonedas inspiradas en la mitología egipcia. Por ello, nada como traer al presente un juego clásico que consta de nuevas mejoras. IGT reformuló la versión de Cleopatra, una slot clásica y peculiar, para dar cabida a la slot Cleopatra Gold. Esta nueva edición está provista de un porcentaje RTP del 94.96%. La tragamonedas que antecede a Cleopatra Gold contaba con un porcentaje RTP un poco más elevado. Mientras, la nueva edición no perdió rastro del lanzamiento anterior, aunque se le incorporó una función especial: Gold Respin. Del resto, Cleopatra Gold preserva la misma estructura: 5 carretes y 20 líneas de pago.

Características del juego

Innegablemente, la primera impresión que deja la tragamonedas Cleopatra Gold es mucho más sólida y convincente que su predecesora. El fondo es aún más nítido e inmersivo, así como los símbolos se distinguen con mayor facilidad. Su límite de apuesta sí que supera las expectativas, permitiendo que tanto novatos como expertos apuesten sin limitantes. Se estima que puedes fijar una apuesta por giro entre 0.60 y 50.00.

La dinámica del juego es fluida y la recompensa máxima es muy generosa. Hay desde comodines hasta multiplicadores y una función especial de Respin, así como una tanda de giros gratis.

¿Cuáles son los mejores símbolos?

Cada símbolo de esta tragamonedas evoca el estilo inconfundible de la civilización egipcia, un rasgo que le da ese toque de carisma irremplazable. Sucede que los símbolos menos valiosos están vinculados al típico mazo de naipes. Ahora, con los símbolos principales es que todo comienza a cobrar valor. Por un lado está el escarabajo, un ícono de valía moderada capaz de conferirte un premio de hasta 5 veces tu apuesta.

Otros de los símbolos pueden asegurar ganancias todavía más sustanciosas, pero nada se compara con las recompensas colectadas tras combinar los comodines o los símbolos Scatters. Comprobamos que la única forma de recibir la recompensa máxima es juntando los 5 símbolos Wild. ¡Obtendrías un premio de hasta 29,161 veces la apuesta!

¿Cómo se consiguen giros gratis en Cleopatra Gold?

Los comodines tienen la potestad de duplicar las ganancias si están presentes en una alineación ganadora. Con la llegada de la Esfinge iniciará la ronda de tiradas gratis. Mientras más símbolos Scatters combines más giros gratis recibirás durante la ronda. Si juntas 3 símbolos Scatters, recibirás hasta 10 giros gratis; combinar 4 símbolos Scatters te asegurará hasta 12 jugadas gratis; y agrupar los 5 Scatters generará que el juego te premie con 14 giros gratis.

Dicha ronda tiene la cualidad de poder reactivarse, permitiéndote reunir hasta 150 giros gratis. Asimismo, considera que cada combinación ganadora que esté integrada por el ícono de Cleopatra vendrá acompañada por multiplicadores cuyo potencial triplicará tus ganancias.

Ya que los símbolos con funciones múltiples nunca son excluidos, se tiene que el ícono de Cleopatra actúa generando dispersiones en todos los sentidos. Tal acción conlleva a que todos los símbolos cercanos sean sustituidos por comodines. De esta manera, los usuarios sabrán que los 3 Respin estarán listos para ser usados. ¿Lo genial? Son tres rondas con los rodillos repletos de comodines.

Esta característica especial sería, sin duda, una de las tantas mejoras implementadas por IGT.

¿Vale la pena jugar a Cleopatra Gold?

Cleopatra Gold slot de IGT es un juego excepcional con características únicas. Su descripción en general devela qué tan fascinante es cada ronda. Fue desarrollada con 5 carretes y 20 líneas de pago, sin contar con que su rango de apuesta es particularmente amplio. Además, el premio máximo se asemeja casi al de un bote progresivo. Aquí te toparás con comodines, tandas de giros gratis, una función especial extra (Respin) y más. ¡Prueba de forma gratuita la tragamonedas Cleopatra Gold!


Por favor, desliza hacia arriba...